Ventresca de Atún "1884" en Aceite de Oliva

Produccido por: 1884 Especialidad Alimentaria

Lugar: Camariñas (La Coruña)

Ingredientes: Atún Claro (Thunnus albacares), aceite de oliva y sal

Peso Neto: 115 g

Peso Esc: 85 g

rating No hay opiniones de momento

5,25€

Conserva de pescado a base de ventresca de atún claro (yellowfin) de primera calidad, con aceite de oliva. El atún claro es uno de los pescados más apetecidos de las conservas de productos del mar y la ventresca de claro su parte más exquisita.

Sólo se emplean ejemplares en su nivel adecuado de grasa y materias primas nobles, como el aceite de oliva. El proceso de elaboración es "a la antigua", totalmente natural y sin la utilización de conservante artificiales.

Este producto ha sido diseñado específicamente para favorecer su uso para todo tipo de personas incluyendo a aquellas con dificultad para el manejo de objetos, ya sea ésta debida a limitaciones de visión o de manipulación.

El atún claro "1884" es un alimento muy versátil en la cocina y muy saludable para toda la familia ya que es rico en proteínas, hierro y niacina.

La ventresca de atún va bien con todo, en ensaladas y la combinada con pimientos del piquillo o sola, sobre una tostada de buen pan casero…

Siguiendo las indicaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS) de reducir el consumo de sal en los alimentos, el sabor de este producto puede resultar poco salado, pudiendo añadirse sal al gusto, si así lo prefiere.

El atún de aleta amarilla, atún claro o rabil (Thunnus albacares) es un tipo de atún que se encuentra en las aguas abiertas de mares tropicales y subtropicales por todo el mundo.

Es un pez epipelágico que habita en los 100 primeros metros de la columna de agua. Su tamaño puede llegar a los 239 cm de longitud y 200 kg de peso

Es un pescado azul rico en proteínas de alta calidad y una rica fuente de ácidos grasos omega-3, minerales y vitaminas.

En relación a sus características organolépticas, este pescado presenta una carne de color suavemente rosado, un buen nivel de grasa que rinde su textura jugosa y un sabor intenso.

La ijada o ventresca de atún es una parte del despiece del atún, ubicada en la parte inferior del pez, en la zona próxima a la cabeza. La denominación ventresca se debe precisamente a la cercanía que posee con respecto a la barriga del pescado.

Las características peculiares de la ventresca que le dan su reputación de exquisitez, son: su proporción de grasa, que le aporta un sabor mucho más intenso, fino y delicado que el resto del pescado, su carne de textura gelatinosa.

enviar un mensaje

 

Productos relacionados